Search
Lunes 18 Diciembre 2017
  • :
  • :

Fallece el padre del bebé palestino quemado vivo

El padre del bebé palestino quemado vivo hace una semana por extremistas judíos murió este sábado como consecuencia de las heridas sufridas en el incendio de su casa, una muerte que puede avivar las tensiones en los territorios palestinos. AFP.

El 31 de julio, unos encapuchados lanzaron cócteles molotov contra la casa de los Dawabcheh, que habían dejado las ventanas abiertas por el calor. El bebé Alí, de 18 meses, murió quemado vivo y su padre Saad falleció este sábado.

La muerte de Alí desencadenó días de enfrentamientos entre palestinos, soldados y colonos israelíes en Cisjordania.

Su madre, Riham, de 26 años, sigue en estado crítico con quemaduras de tercer grado en el 90% del cuerpo y su hermano Ahmed, de cuatro años, mejora lentamente: ya no se encuentra bajo respiración asistida y parece haber abierto los ojos y reconocido a algunas personas, según la prensa.

La casa se encuentra en la aldea de Duma, rodeada de colonias israelíes, en el norte de la Cisjordania ocupada. Sólo quedaron en pie las paredes, con pintadas que decían “Venganza” y “El precio a pagar”, consignas habituales de los colonos y activistas de extrema derecha israelíes.

Desde hace años, los extremistas judíos agreden a palestinos, a árabes israelíes e incluso a soldados israelíes en nombre del “precio a pagar”. Dicen que actúan en represalia por la destrucción de sus colonias ilegales o las decisiones políticas israelíes que frenan sus intenciones de colonizar los territorios ocupados y de acabar con los lugares de culto cristianos y musulmanes.

Estos fundamentalistas han actuado con impunidad debido a la pasividad de las autoridades israelíes, según los palestinos, los opositores israelíes y las oenegés de defensa de los derechos humanos.

Pero ahora, el gobierno de Benjamin Netanyahu, uno de los más conservadores de la historia de Israel, ha decidido tomar medidas contra estos “terroristas”, en palabras de varios oficiales israelíes.

Un extremista judío ya se encuentra en detención administrativa, una medida reservada tradicionalmente para los palestinos y que permite encarcelar sin cargos a sospechosos por una duración indefinida.