full screen background image
Search
Martes 26 Septiembre 2017
  • :
  • :

Empanadas de carne ya cuestan 100 bolívares

ZONA NORTE.- Las vendedoras de empanadas afirman que subieron los precios del alimento, por los altos costos y la dificultad para encontrar los ingredientes.
Las trabajadoras alegan que todas las semanas todo está más caro y que “la carne está por las nubes” pues la compran en 1.200 bolívares, si es que la consiguen.
Además del producto cárnico, los comerciantes también deben conseguir la harina de maíz que para adquirirla a veces la compran a revendedores en 150 bolívares el paquete y la paca en Bs. 3.000.
Quienes trabajan en el Bulevar de las Empanadas de Puerto La Cruz, manifiestan que las ventas han bajado, debido a los precios tan altos y, adicionalmente ya los turistas no los frecuentan tras el desalojo del Terminal de Ferrys. Así lo expresó la vendedora María Hernández.
La gran mayoría de ellas maneja los mismos precios a pesar de la preocupación para encontrar los implementos para el trabajo diario.
En cuanto al menú no han dejado de vender las empanadas de carne mechada pues son las más solicitadas, aunque si se vieron en la necesidad de incrementar su costo. Afirman que el pollo se encuentra más barato que la carne.

Precios
El costo de este rubro varía dependiendo la zona; en el Bulevar de las Empanadas se maneja la siguiente lista de precios: Carne mechada 100 Bs. pabellón 120, pollo y queso en 70, las de queso y plátano en 90 y las más costosas son las de mariscos en 190 a 200 Bs.
En Barcelona y Lechería el costo de las empanadas oscila entre 70 y 80 bolívares las de cualquier tipo.
Sin embargo aunque los precios hayan subido, la ganancia no es la misma. Un desayuno para una persona entre empanada y bebida oscila entre 500 Bs. motivo por el cual las familias “no acuden como antes”.
Pago de empleados
Otra situación con la que deben lidiar estos comerciantes es el cumplimiento de sus deberes con los trabajadores, pese a las bajas ventas.
Esto ha motivado a los vendedores a reducir la cantidad de empleados y apelar a los parientes para atender sus negocios.
Por otro lado, los familiares que no están trabajando en el punto de venta del popular alimento, deben contribuir con el negocio, recorriendo los diversos locales y mercados para hacer colas en busca de los ingredientes necesarios para la elaboración del producto que al venderlo se convierte en su sustento, así lo expresaron los vendedores.

Kenya Marcano