full screen background image

Carniceros se sienten aislados ante imposibilidad de vender a precio justo

34

Hasta un mes tienen carnicerías y frigoríficos de la zona norte del estado Anzoátegui sin vender carne de res.
Todo esto a pesar de que la semana pasada llegaron al estado  un lote de mil reses importadas que serían sacrificadas y distribuidas en  los comercios de la entidad, según declaraciones del coordinador regional de la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundee), Francisco Álvarez.
El superindetendente detalló que solo las carnicerías que estén registradas en la Superintendencia Nacional de Gestión Agroalimentaria (Sunagro) y quienes poseen el código para poder recibir la carne a precio regulado, serán surtidos.
Este hecho mantiene “aislados”, a muchos carniceros de la entidad, aseguó José Martínez, quien trabaja desde hace más de 10 años en el área.
“Nos enteramos de lo de las mil reses por el periódico, ni nuestros distribuidores sabían de eso. En cierto modo nos tienen aislados de toda posibilidad de seguir trabajando, porque ya ni carne cara se consigue y además no le distribuyen a todos, solo a quienes ellos quieren”, lamentó el hombre.
En un recorrido por distintos frigoríficos ubicados en Barcelona, se constató que no solo Josué Martínez piensa de tal forma.
En una carnicería ubicada en la avenida Caracas de la ciudad, uno de sus trabajadores, quien prefirió omitir su nombre, expresó que al no vender carne, reducen las ganancias para la empresa.
“Los dueños del local no saben qué hacer, nos han comentado en varias ocasiones, si dejan de vender como antes van a tener que reducir el personal y sería una lastima perder el trabajo por esta situación”, señaló el carnicero.

Daniela Hibirma