full screen background image
Search
Viernes 20 Octubre 2017
  • :
  • :

Sudamericano sub-20 aún tiene muchas cosas por decidir

La cuarta jornada del hexagonal del Sudamericano Sub’20 que se disputa este miércoles llega con las selecciones de Argentina y Uruguay igualadas a puntos y a goles en la cabeza de la tabla y sin que ningún equipo esté descartado para clasificarse al Mundial de Nueva Zelanda 2015.

Argentina y Uruguay han ganado dos partidos y han empatado uno, y lo han hecho con los mismos goles a favor y en contra, por lo que la última jornada que enfrentará a ambos augura una final.

El campeonato otorga cuatro plazas para la cita mundialista de la categoría del próximo año y todavía, incluso Perú, último sin puntos después de perder en las tres jornadas precedentes, tiene chance de optar a una.

Para ello deberá recomponerse moralmente del palo de contar por derrotas todos sus partidos del hexagonal y enfrentar en el primer partido de la jornada (17.50 hora local -19.50 GMT-) a Brasil, que con cuatro puntos ocupa en estos momentos la última plaza que da derecho a estar en Nueva Zelanda 2015.

La Verdeamarela llega dolida tras perder el clásico con Argentina y con la urgencia de sumar puntos para evitar complicaciones que puedan dejarla fuera del Mundial, lo que sin duda constituiría un fracaso para la que es la segunda selección más laureada en el campeonato mundialista de la categoría.

Continuará la jornada con la entrada en juego de Argentina, que se las verá ante Paraguay (20.00 hora local -22.00 GMT-), que viene de perder contra los charrúas, es penúltima con sólo un punto en su haber y sólo le vale ganar para seguir con vida en el torneo.

El choque entre ambos se prevé desigual pero la Albiceleste no puede confiarse porque los hombres que entrena Víctor Genes han sido los únicos que han logrado derrotarla en todo el campeonato, lo hicieron por 0-1 en la segunda jornada del grupo A.

Uruguay enfrenta a Colombia (22.10 hora local -00.10 GMT-) repitiendo el partido con el que ambas selecciones debutaron y que se adjudicó la Celeste en los minutos finales merced a un mayor empuje y confianza en la victoria.

La Celeste acude a la cita viento en popa y arropada por una afición que cada día se muestra más eufórica y excitada ante la posibilidad de adjudicarse el título.

El combinado ‘cafetero’ llega cargado de moral tras derrotar a Perú en el último lance y dispuesto conseguir otros tres puntos que lo mantengan con opciones de pelear en la última jornada por ser campeón y repetir el éxito cosechado en 2013.

Todos los partidos de mañana se disputarán en el Estadio Centenario de Montevideo después de que las dos jornadas anteriores se jugasen en el Gran Parque Central, también en la capital uruguaya.

EFE