Search
Martes 12 Diciembre 2017
  • :
  • :

EE UU retira visas a funcionarios venezolanos responsables de violación de DD HH y corrupción

Estados Unidos anunció este lunes que impuso restricciones para viajar a ese país a un número adicional de funcionarios venezolanos señalados de violaciones de los derechos humanos y corrupción.

“Estamos enviando un mensaje muy claro que los violadores de derechos humanos y aquéllos que se benefician de la corrupción, y sus familias, no son bienvenidos en Estados Unidos”, señaló la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki.

“Al ignorar los repetidos llamados a un cambio, por parte de gobiernos, líderes respetados y grupos de expertos, el gobierno venezolano ha continuado demostrando una falta de respeto por los derechos humanos y las libertados fundamentales”, dijo Psaki, en un comunicado.

Según Washington, Caracas ha intentado “sofocar la disidencia” arremetiendo contra manifestantes que protestan por el deterioro de la situación política, económica y de seguridad.

Además, la corrupción está “contribuyendo al rápido empeoramiento de las condiciones sociales y económicas en Venezuela”, señaló la nota.

Por segunda vez en seis semanas, Washington impone sanciones contra funcionarios venezolanos, pero esta vez la medida surge enteramente del Ejecutivo y no por iniciativa de los legisladores.

El presidente Barack Obama firmó el 19 de diciembre una ley, aprobada previamente por las dos cámaras del Congreso, que congela los bienes y cancela las visas a funcionarios venezolanos señalados de cometer violaciones de derechos humanos durante las protestas antigubernamentales que sacudieron Venezuela a inicios de 2014.

Al igual que en aquella oportunidad, el gobierno estadounidense omitió detallar el número de funcionarios o exfuncionarios venezolanos afectados por la medida o sus nombres, alegando leyes de confidencialidad.

Washington se cuidó también de enfatizar que la nueva medida “es específica para individuos y no están dirigidas contra el país o sus habitantes”.

Caracas y Washington mantienen tensas relaciones diplomáticas desde la llegada al poder del luego fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013).

La tirantez diplomática ya provocó que en 2010 se retiraran los embajadores, y en los últimos dos años, la expulsión de al menos ocho diplomáticos estadounidenses.

Estados Unidos, no obstante, es el principal comprador del petróleo venezolano.

A continuación el comunicado íntegro del Departamento de Estado

Restricciones adicionales de visas para violadores de DD HH, responsables de corrupción y miembros de sus familias en Venezuela

Ignorando repetidos llamados de cambio por gobiernos, respetados líderes y grupos de expertos, el Gobierno de Venezuela continúa demostrando una falta de respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales, intentando sofocar la disidencia mediante la persecución de activistas políticos y tomando enérgicas medidas contra protestas pacíficas, provocadas por el deterioro de la seguridad personal, económica, social y política.

Conforme a la sección 212 (a)(3)©, del acta de inmigración y nacionalidad usada en julio, el Gobierno de los Estados Unidos ha impuesto restricciones de visado a un número adicional de actuales y ex funcionarios del Gobierno venezolano, que se cree son responsables o cómplices en abusos a los DD HH. Bajo la misma sección de la ley mencionada, la Secretaría de Estado impuso, además, sanciones a personas que se considera son responsables de acto de corrupción pública, que están contribuyendo al rápido empeoramiento de las condiciones económicas y sociales en Venezuela.

Estas restricciones afectarán además a los miembros de la familia inmediata de los funcionarios venezolanos sancionados con restricciones de visado por violaciones a los DD HH y actos de corrupción pública.

No serán publicadas las identidades de estos individuos por causa de la confidencialidad de la ley de visado de los Estados Unidos, pero estamos enviando un claro mensaje de que los violadores de DD HH y aquellos que se benefician de la corrupción pública, y sus familias, no son bienvenidos en los Estados Unidos.

Enfatizamos que esta acción, que estamos anunciando hoy, es contra individuos específicos, y no está dirigida a la nación venezolana ni a su pueblo.

 

AFP